Ingredientes

Para el relleno

  • 2 rodajas de jengibre
  • 2 cebollas de verdeo
  • 1 atado de acelga
  • ½ paquete de kale
  • ½ paquete de hojas de remolacha
  • 2 zanahorias y un puñado de hojas
  • ½ Zapallo kabutia
  • Semillas de sésamo (opcional)

Para la masa

  • ¾  taza de harina integral
  • 1 cucharadita de polvo para hornear
  • 1 cucharadita de sal
  • Aceite
  • Agua

Aquí les compartimos una tarta integral con vegetales de la huerta, ideal para aprovechar todo tipo de hojas y de consumir harina integral de manera liviana y saludable!

La base, la masa de la tarta:

Utilizaremos harina integral, idealmente de molienda fina, también puede ser harina blanca o mezcla entre ambas. Colocamos ¾ de taza de harina, una cucharadita de sal y una de polvo para hornear, integramos los ingredientes secos y vamos a agregar 6 cucharadas de aceite y 6 cucharadas de agua bien caliente, mezclamos hasta integrar y conseguir una masa compacta (aquí si es necesario se puede agregar harina o agua dependiendo de cómo vaya quedando), amasamos y dejamos descansar la masa.

Para el relleno:

En una olla grande colocamos una capa de aceite, sal y condimento a gusto (puede ser masala, curry o nada!) y todos los ingredientes picados, en primer lugar el jengibre, sumamos cebolla de verdeo, zanahoria y kabutia en pequeñitos trozos, kale, hojas de remolacha y de zanahoria, salteamos juntos los vegetales de la huerta hasta que la zanahoria (es nuestra indicadora) esté blanda al pinchar. Una vez que está todo cocido reservamos.

¡Volvemos a la masa!

Con palo de amasar o los dedos vamos estirando de a poco la masa, debe ser elástica, pero hay que tratarla con cuidado, estirarla de golpe podría romperla. Una vez que llegamos a la medida necesaria, aceitamos la fuente y la colocamos allí, recubriendo por completo la superficie y los bordes internos.

Agregar la preparación del relleno ya cocinado, en esta instancia puede agregarse un huevo si se quiere o queso arriba.

Espolvorear con semillas de sésamo y llevar al horno medio durante 25 minutos, revisando que la masa quede cocida, de ser posible colocar en la parte de abajo del horno para dorar por arriba las semillas.
Dejar reposar antes de desmoldar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *